MENDELEIEV Y LA TABLA PERIÓDICA

Posted on


Os presento la tabla periódica en formato comic. Espero que os guste y que os sirva.

MENDELEIEV Y LA TABLA PERIÓDICA

LA VUELTA AL COLE EN TIEMPOS DE COVID19. SEPTIEMBRE 2020

Posted on


Queridos alumnos y familias.

Tras un período de vacaciones, necesarias y merecidas. Tras un período vacacional atípico, en dónde hemos visto playas con espacios limitados, mascarillas, con distancia de seguridad, cumpliendo la gran mayoría de las personas y en diversas situaciones con las recomendaciones sanitarias, nos volvemos a reencontrar virtualmente, con medidas de actuación ante la situación que vivimos.

Me hubiera gustado, y supongo que a vosotros también, que volviéramos sin rebrotes de la epidemia, con menos contagios en nuestro país y en el resto del mundo, pero la realidad es la que es, y este virus no ha tenido vacaciones, no conoce de fronteras, y ahora tampoco conoce edades, por tanto, debemos extremar las precauciones, afrontar la vuelta al cole con una nueva normalidad, con una presencialidad distinta, pero que seguro que nos irá fenomenal, si TODOS somos responsables de nosotros mismos y de los demás.

Segura estoy, que durante este tiempo de descanso hemos tenido tiempo de reflexionar sobre la situación, de imaginar cómo iba a ser la vuelta a las aulas, con incertidumbre, pero también sabedores que podemos hacer frente a este virus. Con optimismo y con ganas de hacer las cosas bien.

La frase que siempre os digo al comenzar el curso: “SI ALGO SE TE RESISTE, INSISTE”, hoy más que nunca tiene que estar impresa en nuestro quehacer diario. Parece que el coronavirus se resiste a dejarnos, pero debemos insistir en invitarle a marchar, o al menos, a que no le pongamos fácil atacar con su agresividad.

Debemos ser conscientes de la realidad, no negarla. No pensar que como al final saldrá la vacuna, podemos relajarnos y dejarle vía libre.

Todo lo que hemos aprendido durante este paréntesis en la normalidad de nuestras vidas, tiene que ayudarnos a ponerle freno a la pandemia. Por nosotros no va a faltar, NO SE LO PONGAMOS FÁCIL.

El colegio está haciendo todo lo humanamente posible para que cuando lleguéis os encontréis como en vuestra casa. Sin miedos, con respeto, pero sin angustias. Si todos ponemos de nuestra parte, podremos salir triunfantes de esta “nueva normalidad educativa”.

No sé lo que puede depararnos el futuro cercano, pero entre todos, siendo responsables, poniéndonos en el lugar del otro, dentro y fuera del colegio, podremos desarrollar la actividad académica con normalidad.

No penséis que yo no tengo miedos, incertidumbres, en algunos momentos angustia, pero sé que puedo contar con vosotros, con vuestra comprensión, con vuestra disposición, con vuestra responsabilidad, con vuestra tristeza y con vuestra alegría. Pongamos al servicio de la comunidad, de los compañeros, de los profesores, todas nuestras fortalezas, que son muchas, ya lo hemos estado demostrando desde marzo. Ahora tenemos que seguir profundizando en nuestro conocimiento, en mi yo personal, y en el tú.

Os deseo a todos un curso 2020-2021, lleno de oportunidades para crecer como personas, y demostrar al mundo la valía del ser humano

FELIZ CURSO 2020-2021

 

Ana Casado

EL COVID 19, QUÉ NOS HA ENSEÑADO, QUÉ HEMOS APRENDIDO

Posted on Actualizado enn


Hoy llegan por fin las vacaciones, las merecidas vacaciones, tras un curso complicado, lleno de incertidumbres desde el mes de marzo.

Quisiera desde aquí dar las gracias a todos los alumnos, familias y compañeros, por su trabajo, entrega abnegada, confianza y esperanza.

Ahora toca ser prudentes, con sentido común, para que en un futuro no muy lejano, no tengamos que volver a confinarnos.

Os deseo a todos un feliz descanso, desconexión digital total, relajación, y que vivamos este verano como un regalo más que se nos concede.

FELIZ VERANO A TODOS, HASTA LA VUELTA

Os dejo este video, que he realizado, como conclusión de vivencias y reflexiones

 

REPASO DE MATEMÁTICAS 2º ESO, PARA UN VERANO ATÍPICO

Posted on Actualizado enn


Os dejo los siguientes documentos de ejercicios y problemas de matemáticas de 2º de ESO, para repasar en el verano.

Os deseo a todos un merecido y feliz descanso. Hasta la vuelta. Estar atentos a este blog, porque iré subiendo más propuestas de trabajo

EJERCICIOS Y PROBLEMAS MATEMÁTICAS 2º DE ESO

GEOMETRÍA

EXPRESIONES ALGEBRAICAS

ESTUDIO DE LAS FUNCIONES ELEMENTALES

PROBLEMAS DE SISTEMAS DE ECUACIONES

PROBLEMAS DE ECUACIONES Y SISTEMAS

PROBLEMAS DE SISTEMAS ENUNCIADOS

PROBLEMAS DE ECUACIONES LINEALES

ECUACIONES LINEALES

 

DOSSIER-RESUMEN FORMULACIÓN QUÍMICA ORGÁNICA-HIDROCARBUROS

Posted on Actualizado enn


Os dejo este Dossier de Química Orgánica, de los hidrocarburos desarrollados en clase durante este curso.

QUÍMICA ORGÁNICA-HIDROCARBUROS-ACTUALIZADA IUPAC

ACLARACIONES SOBRE RADICALES

DOSSIER-RESUMEN DE FORMULACIÓN QUÍMICA INORGÁNICA-IUPAC 2005

Posted on Actualizado enn


Os dejo este dossier de formulación química Inorgánica, desarrollado en los cursos de 3º y 4º de ESO, Física y Química, durante este curso.

DOSSIER FORMULACIÓN QUÍMICA INORGÁNICA IUPAC 2005

ACTIVIDADES FÍSICA Y QUÍMICA 3º ESO-REPASO EN EL VERANO

Posted on Actualizado enn


Os dejo este documento, de actividades para repasar durante el verano. Es importante que le dediquéis un rato al día, para asentar bien los contenidos desarrollados durante este curso, de forma presencial y no presencial (covid19).

FELIZ VERANO

EJERCICIOS DE REPASO PARA EL VERANO 2020-FÍSICA Y QUÍMICA 3º ESO

Un poco de “Merced” entre la pandemia de Covid19

Posted on Actualizado enn


Buenos días. Cerca ya de los tres meses desde que nos confinamos para detener los contagios de esta pandemia, y viendo un poco de luz al final del túnel, os quiero traer un artículo de Primera Línea.

Todas las tardes hemos estado aplaudiendo a todos aquellos que hacían posible que el mundo no se detuviera del todo, que la vida no se apagara, aunque lamentablemente hemos sufrido pérdidas irremediables, entrañables. La tristeza ha inundado los más profundos rincones de nuestros corazones. Nuestros mayores, principalmente han ido dejándonos, sin hacer ruido, silenciosamente, como toda su vida. Lo han dado todo, incluso su vida, en favor de la humanidad.

Entre tanta tristeza y desolación. Entre tanto estrés y locura. Unos profesionales, especialmente, han estado brillando a nuestro alrededor. Han puesto su saber, su conocimiento, su VIDA, al servicio de la humanidad.

Todas las personas que trabajan en el mundo sanitario, desde el celador hasta el especialista de mayor prestigio, todos han estado ahí, extenuados, día y noche… y hoy se les agradece de una forma especial: PREMIO PRINCESA DE ASTURIAS A LA CONCORDIA. ¡¡Merecido premio!! que tiene que hacernos a todos recapacitar en cuanto a actitudes, sentimientos. Especialmente la clase política, que no saben hacer otra cosa que anteponer sus prioridades a las que verdaderamente importan.

Hoy os quiero traer a este blog a una persona que ha estado en primera línea. Es antigua alumna del colegio, ROCÍO ABAD ROMERO.

Ya prometía cuando pasó por nuestras aulas, y hoy no puedo estar más orgullosa de ella, de que muestre al mundo un poco de “Merced”.

Enhorabuena Rocío, una satisfacción, un orgullo, por tu trabajo y el de todos tus compañeros.
Sigue repartiendo “merced” por el mundo.

Ana Casado

Os dejo el artículo de El Mundo.

 

 

 

MEJORAR LA RESOLUCIÓN DE PROBLEMAS DE ÁLGEBRA

Posted on


Os dejo varios documentos para afrontar con mayor seguridad los problemas de álgebra, así como problemas resueltos

PROBLEMAS DE ÁLGEBRA

 

DEMOSTRACIÓN DEL TEOREMA DEL CATETO Y DE LA ALTURA

Posted on


Os dejo la presentación sobre la demostración del teorema del cateto y de la altura. Veréis que hacemos un procedimiento de poner diferentes triángulos en posición de Tales, que puede servir también para aplicar a la resolución de algunos parámetros de un triángulo

TEOREMAS DEL CATETO Y DE LA ALTURA. Por Tales

LA GRATITUD ES EL DON MÁS PRECIADO

Posted on


Los alumnos de 3º C de la ESO del colegio Nuestra Señora de la Merced de Tres Cantos (Madrid), con este video quieren aportar su granito de arena en esta época de confinamiento. Juntos, unidos, conseguiremos acabar, en confinamiento, con el coronavirus

 

Jesús VIVE entre nosotros. ¡¡Aleluya!!

Posted on


REFLEXIONES DE ESTA SEMANA SANTA

DOMINGO DE RESURRECCIÓN. (12 de abril)

Jesús después de morir en la cruz, es descendido de la misma por José de Arimatea y Nicodemo. Lo ungen con aromas, le envuelven en sábanas de lino y lo depositan en el sepulcro. Todo se hace silencio, el silencio de Dios. Pero Jesús no está solo, sus allegados están con él.

Esta imagen es bien distinta a lo que está pasando en estos días que sufrimos la enfermedad. El enfermo está abatido, sólo ante la muerte. Sin familiares ni amigos, tan solo el personal sanitario, que en un gesto de amor puro, le cogen su mano para ayudarle a morir dignamente.

La tristeza de los familiares es muy grande, primero por la pérdida de un ser querido, y segundo porque no pueden, en muchos casos, darles su último adiós, depositarlo en el sepulcro arropados por sus familiares. ¡¡Qué tristeza, qué horror!!

Con la muerte se produce el fin de la vida, se rompen los lazos con el mundo, con los seres queridos, pero ¿era necesario en la actualidad explicitar tanto esta realidad?

En algún momento nos hemos podido quejar y gritarle a Dios ¿por qué me has abandonado? ¿Por qué le has abandonado? ¿Es que no eres bueno?

Jesús en el sepulcro, dando el paso definitivo hacia la vida plena, baja con el enfermo fallecido a lo más hondo de cada uno, aunque no lo sienta. Le acompaña. Baja hasta el dolor y el abandono, hasta el fracaso y la muerte. Y baja para confortarle y levantarle.

Y pasado un tiempo, el Padre despierta a Jesús, le quita las vendas, le cura las heridas, le perfuma con el ungüento que habían comprado las mujeres, y le acompaña a salir a la luz. Las tinieblas han sido vencidas. La piedra del sepulcro se abre y sale a la Vida.

En el amanecer, cuando aún estaba oscuro, algo importante ha sucedido. María Magdalena y la otra María se encuentran el sepulcro vacío. Las mujeres están temerosas, agitadas, pero confiadas en que algo sagrado ha sucedido.

Los apóstoles no terminan de creérselo, quieren pruebas, salen corriendo a comprobar si lo que dicen las mujeres es cierto. Y llegan, recuerdan las Escrituras, creen y se inundan de la experiencia de la Resurrección. Jesús ya no está allí, ¡ha resucitado!

Jesús acompaña a los difuntos que, en estos días por la enfermedad, han estado en el sepulcro. Les ayuda a correr la piedra y a salir a la Vida. Una vida plena junto al Padre.

Resucitar es llenarse del Espíritu de Jesús.

Cuando nuestros seres queridos, a los que hemos perdido en estos días, gocen de la presencia del Padre, ya no habrá lugar para la tristeza, sino alegría. También los que quedamos en el mundo estaremos alegres, porque Cristo está en nosotros. Igual que les pasó a los discípulos, que al principio se sentían tristes y abandonados, pero luego comprendieron que Cristo, que el Espíritu de Cristo estaba con ellos. Sus corazones, nuestros corazones, se han transformado, ¡ya son corazones nuevos!

La experiencia de Cristo resucitado es una experiencia de amor. El que está resucitado ya no vive para sí mismo, sino que vive para servir, para compartir, para reconciliar y abrazar. Es capaz de amar hasta el extremo, de ser testigo del amor de Cristo resucitado.

Durante todos estos días, estamos recorriendo el camino de la pasión de Cristo y la nuestra propia. En estos días, donde hay tanto sufrimiento, amargura, dolor y muerte, donde tantas personas están bajando al sepulcro…estamos viviendo momentos de auténtica revolución del Amor. Nos están sirviendo para transformar nuestros corazones viejos en corazones nuevos. Estamos siendo solidarios, no individualistas, estamos siendo libres aunque confinados, libres para pensar, para amar, para estar atentos a las necesidades de los demás.

En estos días, Jesús ha resucitado en nuestras vidas. Nos está acompañando por el camino de Emaús, nuestro Emaús, cuando vamos silenciosos caminando por la vida, esa que un día, tal como el 14 de marzo de 2020 parece que se paró.

Se aparecerá en medio de nosotros, para hacernos comprender lo que está sucediendo, para darnos aliento y seguir adelante en esta lucha.

De las vivencias de todos estos días tenemos que salir reforzados. Estoy segura que ya no seremos los mismos hombres y mujeres de antes. Habremos aprendido a amar, a echar de menos a los que nos rodean. Habremos aprendido a comunicarnos de mil formas y maneras. Habremos comprendido que nuestros mayores son el fundamento de nuestras vidas.

La revolución del Amor habrá llegado a nuestros corazones y seremos HOMBRES NUEVOS CON CORAZONES NUEVOS.

 

¡¡FELIZ PASCUA DE RESURRECCIÓN!!

 

Ana Casado. 12 de abril de 2020.

Jesús en el monte Calvario. Una lección más de VIDA

Posted on


REFLEXIONES DE ESTA SEMANA SANTA. 2020

SÁBADO SANTO (11 de abril)

Jesús está crucificado en el monte Calvario, ahí ha pasado la noche. Toda su alma es dolor. Dolor de los insultos, de las espinas, de los azotes, de los clavos. El dolor por las ropas despojadas, el dolor de la vergüenza, de la burla. El dolor del abandono, del fracaso, de la impotencia. Allí espera su muerte.

Me fijo en Jesús crucificado, que hoy representa a tantas familias crucificadas por el dolor de la enfermedad, por el hambre, por la persecución. Tantas familias crucificadas por la separación de sus miembros que les lleva a inmigrar a otras tierras.

Y junto a él, dos crucificados más, el ladrón arrepentido y el ladrón malo. Una imagen que nos contrapone el bien con el mal.

Jesús en su infinita bondad, al borde la muerte y con todo el sufrimiento asumido para la redención de los hombres, conversa con el ladrón arrepentido.

¿Qué le contaría? ¿De qué hablarían? En esos momentos difíciles, Jesús es capaz de transmitir paciencia, amor, y el ladrón se arrepiente, se queda admirado de su serenidad, generosidad. Siente una verdadera admiración.

El ladrón arrepentido, representa a cada uno de nosotros. Una y otra vez caemos, pecamos, somos egoístas, egocéntricos. Una y otra vez nos arrepentimos, y volvemos a caer. Y ahí está Jesús para darnos ánimos, una y otra oportunidad.

Una y otra vez, Jesús nos dice que nos encontraremos en el paraíso. Una y otra vez nos invita a pasar del mundo de las tinieblas y la oscuridad, al mundo de la luz, donde no haya violencia ni odio.

Nos invita a que tengamos paciencia con todos los que nos rodean. A preocuparnos del que tenemos al lado, más que de nosotros mismos. Nos invita a poner luz en el corazón de muchas personas.

Hoy en estos días tan atípicos, creo sinceramente que Jesús está conversando con nosotros. Nos está ayudando a llevar la angustia y el dolor, la incertidumbre y la intranquilidad. Nos está animando a que seamos testigos de su amor.

Estamos viendo como el vecino anima en el balcón, con sus aplausos. Saludamos a personas que no conocemos, nos sonreímos. Nos unimos en iniciativas solidarias.

Hoy, en estos días, estamos teniendo actitudes, gestos, que quizá no nos hubiéramos planteado antes tener.

Jesús, no nos abandones en estos momentos, aunque a veces tengamos la sensación de que no estás a nuestro lado, sigues dándonos la mano para sostenernos.

Sigo contemplando la escena de la cruz. Hay dos personas que no pueden pasar desapercibidas. La madre de Jesús, y el discípulo amado.

María está contemplando, compartiendo y asumiendo la Pasión de su hijo. Y aún en las circunstancias en las que se encuentra Jesús, mantiene una conversación con su madre. Le entrega todo su amor. El Hijo sabedor de la ausencia que va a producirles hace un gesto de amor, entrega a su madre al discípulo, y al discípulo a su madre.

Hoy la madre de Jesús representa a todas las madres del mundo. Y Juan, el discípulo amado, a cada uno de los hijos de la tierra.

Jesús con este gesto nos invita y nos da la posibilidad de que nadie se sienta solo, que nadie se sienta huérfano. Siempre hay una madre que nos protege. Madres dolorosas, ejemplos de paciencia y compasión en todas las familias.

Jesús nos invita a no abandonar a nuestros mayores, a nuestros padres, a nuestras madres. El abandono no tiene por qué ser físico. Muchas veces el abandono es psicológico, que quizá duela más.

Nos enseña, que aún en los momentos más difíciles de nuestras vidas, tenemos que estar al lado de nuestros mayores. Ellos lo dieron todo, lo dan todo, por cada uno de nosotros.

En estos días, que sentimos con dolor y angustia, la pérdida de tantos abuelos, padres, madres, quizá tengamos la espinita clavada de no habernos entregado más a ellos. Es cuando quizá nos estamos dando cuenta, lo necesario que es ESTAR siempre, darles la mano, abrazarles, decirles que les queremos, que nos sientan cerca, más que nunca. Que sepan y sientan que no están solos, que el vínculo especial que nos une a ellos nunca se desgarra, por mucho dolor que se sienta.

Ana Casado. 11 de abril de 2020.

Jesús carga con la Cruz. ¿Y nosotros?

Posted on Actualizado enn


REFLEXIONES DE ESTA SEMANA SANTA. 2020

VIERNES SANTO (10 de abril)

Hoy nos hemos levantado con la noticia de que Jesús ha sido detenido en Getsemaní. En ese instante empieza su calvario, el camino que le va a conducir hasta la muerte en cruz.

Cada día, de estos días de confinamiento, nos hemos levantado con las noticias de las personas contagiadas, fallecidas y dadas de alta. Cada día, empezaban muchas personas de España y del mundo, con la cruz de la enfermedad, de la muerte.

Y hoy, como entonces y cada día, debemos acompañar a Jesús, al enfermo, a las familias, en el camino de cruz. Un camino doloroso e interminable.

La cruz de Jesús, es la cruz de todos los hombres. Él asume el dolor y el peso de la cruz sobre sus hombros, de cada uno de los que sufren comparte el sufrimiento.

Vamos a acompañar a Jesús en este camino de cruz.

Getsemaní, es un tiempo y un lugar donde todo es angustia y agonía. Un tiempo de soledad y tristeza.

En Getsemaní, solo velan los olivos, y Jesús desesperado se agarra a la voluntad del Padre.

Hoy, esos olivos centenarios de Getsemaní se convierten en todo el personal sanitario, o mejor dicho en todos aquellos que trabajan en los centros hospitalarios y están relacionados con la curación de los enfermos. Ellos son los que vigilan la angustia, el dolor y la enfermedad de los cristos de hoy.

Y Jesús, en su soledad se agarra a la voluntad del Padre. Pero seguro, que tuvo sus dudas, antes de dejarse llevar por el amor del Padre.

Imagino, que si la oración hubiera sido en estos días que estamos viviendo, sería algo así:

Padre, el sufrimiento, el dolor, de estos mis hermanos, me angustia. ¿Por qué lo autorizas?

¿Por qué este hombre que ha sido ingresado hoy, que viene de una residencia de ancianos, lleva agonizando varios días?

¿Por qué tantos hermanos míos están muriendo, no pudiéndose despedir de sus familiares y amigos? ¿Por qué se va en la soledad de la habitación de la UCI?

No lo entiendo. ¿Por qué este dolor en el mundo, en este mundo globalizado, tecnológicamente avanzado, científicamente preparado?  Es como si quisieras que retrocediéramos en el tiempo. Que la ciencia se parara. Parece como si el tiempo no quisiera avanzar…

“Se presentó Judas, y con él gente con espadas y palos, mandada por los sumos sacerdotes, los escribas y los ancianos. Se acercó y le dijo: ¡Maestro! y lo besó. Ellos le echaron la mano y lo prendieron.

Es terrible sentirse traicionado, vendido por un amigo. Aquella noche Judas recibió 30 monedas de plata, por vender a su amigo. Hoy sigue prevaleciendo el dinero, el poder, sobre el amor.

Hoy la humanidad tiene a un judas, a un enemigo que parece invencible, el coronavirus. Ha llegado silencioso, sigiloso, casi invisible en la oscuridad de las sociedades. Ha venido a hospedarse entre nosotros, intenta quedarse.

Quizá, si los poderes del Estado planificaran en sus programas de gobierno, que lo importante de una sociedad es la vida de sus conciudadanos, hubiéramos estado preparados. Como Jesús, que sabía perfectamente que lo iban a entregar y se había preparado para el momento, así hubiéramos podido estar nosotros. Hubiera llegado a nuestras sociedades pero no habría podido quedarse. Tendríamos preparados los hospitales, la protección de los sanitarios, y de las demás personas de primera línea. Nos hubiera “pillado” con un plan de sanidad fuerte, porque habríamos invertido en la salud, en la vida de las personas.

Por suerte, el corazón de las personas es infinitamente más grande y misericordioso, y aunque desprevenidos hemos actuado, con un montón de iniciativas públicas, privadas, particulares. Cada uno ha puesto lo mejor de sí mismo… Parecía que otra vez iba a vencer el poder, el dinero sobre el amor, pero NO, esta vez NO podrá.

Quizá, en estos días tan dolorosos que estamos viviendo, algunos o muchos creyentes estemos actuando como el Sanedrín (el tribunal religioso que juzgó y condenó a Jesús). En nuestra desesperación e ignorancia, acusamos a Dios de nuestros males, de las injusticias, de no hacer milagros. No aceptamos que nos haya sacado de nuestra zona de confort, nos creíamos intocables, inmortales. No podemos pensar que nos pueda estar sucediendo esto, a esta sociedad del siglo XXI, moderna, avanzada. Nos creíamos infinitos, y nos damos cuenta que somos seres finitos e imperfectos.

Tenemos miedo a que nos señalen, a que se burlen, a que se escandalicen, a que nos traicionen… Tenemos que reaccionar. La iglesia tiene que dar una respuesta firme, a tanta necesidad, desolación, angustia, soledad, enfermedad y muerte.

En estos días, he visto al papa Francisco en la soledad del Vaticano, auténtico servidor del hombre. He visto como Cáritas estaba en las calles, en los hogares, acompañando. He visto a algunos sacerdotes y religiosas ayudando en la tarea de poner calma al alma de los hombres. He visto a voluntarios, creyentes o no, dándolo todo para que nadie se quedara sin comer, para que nadie estuviera solo. He visto muchos testimonios de la gente de a pie. Pero me faltan otros muchos testimonios. ¿Dónde están? ¿Tienen miedo?

Quizá muchos de los que faltan por dar un aliento al que esté al lado, estén negándote, como Pedro. Señor, somos débiles, frágiles, cobardes…Pero te pido que te hospedes en mi corazón, en nuestro corazones y que nuestras lágrimas de cobardía no nos impidan ver de nuevo tu rostro en cada uno de los que sufren.

Señor, ayúdanos a cargar con las cruces de hoy. Mándanos  a Cireneo para que nos ayude a cargar con la cruz.

Déjame que te ayude a llevar tu cruz. Cada vez que ayude, al enfermo, al pobre, a la viuda, al huérfano, al anciano, al inmigrante, estaré llevando un poco tu cruz.

Jesús, en tu camino hacia la muerte, con tu cruz sobre los hombros, unas mujeres que estaban en el camino lloran desconsoladamente, ante la injusticia que se iba a cometer. Con sus lágrimas oraban al Padre. Con su llanto mantenían la esperanza de que tu muerte no ocurriera. No fue así, no fue suficiente. El corazón del hombre aún era demasiado débil, corrupto.

Hoy como entonces, se ha llorado mucho. Ojalá hoy, la Unión Europea, la OMS, y otros muchos organismos internacionales, las Cortes, nuestros representantes, en vez de hablar tanto, lloren más. Quizá si nos lamentáramos más, actuaríamos, nos pondríamos en pie para caminar por el camino que lleva a la sanación, a la salvación.

Te pido, hoy, en este viernes de tu pasión del siglo XXI, atípico, que me des un corazón compasivo y misericordioso y que sepamos estar cerca de los que sufren.

Esta noche, morirás en la cruz. Crucificado, ultrajado, despojado de todo y de tu dignidad. Ha llegado la hora.

Con la muerte en la cruz, sellas la alianza con el Padre. Asumes el dolor de todos, nos redimes. Es hora de que demos el paso de la entrega. Estamos inmóviles. Tenemos que cambiar nuestros corazones viejos, por otros nuevos. Señor, haz que sepamos despojarnos de todas nuestras ataduras, y que de todo este “infierno” que estamos viviendo, aprendamos lecciones de Vida. En la soledad de la cruz, en la soledad del confinamiento, haz que miremos a nuestro corazón y que de una vez por todas seamos capaces de cargar con las cruces del día a día, no dando la espalda a la voluntad del corazón, no dando cabida a la cobardía. Siendo misericordiosos, ayudando al que sufre. Dando importancia a los pequeños detalles de cada día. Cuidando y dando amor a los que antes nos han dado todo.

 

 

 

Ana Casado. 10 de abril de 2020.

Un Jueves Santo distinto.

Posted on


REFLEXIONES DE ESTA SEMANA SANTA. 2020

JUEVES SANTO. (9 de abril)

 

En la tarde del Jueves Santo, Cristo nos sigue dando pruebas de su AMOR. Nos abre las puertas de su corazón, a sus amigos, sirviéndonos, lavándonos las manos y los pies. Nos da tremendas lecciones de humildad, de servicio. Jesús, el Hijo del hombre, no vino a ser servido sino a servir.

Hoy, durante este duro trance del confinamiento, una prueba más en nuestras vidas, pero una prueba dolorosa, Cristo está en cada uno de esos hombres y mujeres que a diario velan por nuestra salud, por nuestro alimento, por nuestro bienestar. Los hombres y mujeres que nos protegen, que investigan para dar con la solución a esta pandemia… Ellos son los Cristos de hoy, del siglo XXI, en medio de una pandemia, se ponen a servir y no a ser servidos. Al pie de las camas, de los quirófanos convertidos en UCI.

Los libros de las bibliotecas de algunos hospitales dan paso a jeringuillas, mascarillas, guantes, respiradores, son los nuevos compañeros de esas historias que antes aguardaban en los libros, están las lecciones de vida que hoy cada uno de nosotros seguro que está viviendo y aprendiendo de diferentes formas, modos, muchos de nosotros con la angustia y el dolor de la pérdida de seres queridos.

En este Jueves Santo, los cristianos revivimos la cena Pascual, la última cena, la instauración de la Eucaristía, pero antes, Jesús, lava los pies a sus discípulos, una lección de entrega y de servicio, de un profundo AMOR.

Para ser discípulo de Jesús hay que estar dispuesto a ser el último, a ponerse a los pies de todos, a lavar los pies de todos y las manos, y la cabeza, a curar las heridas, a romper las cadenas, a dignificar los cuerpos, a cargar con los demás.

Hoy, hay muchos discípulos, no sé si serán cristianos o no, creyentes o no, para mí son verdaderos discípulos del AMOR puro. Son compasivos y solidarios, porque no son capaces de dejar a nadie en el camino. Disponibilidad abnegada, poniendo en riesgos sus vidas.

Jesús en la última cena, puso de manifiesto la unidad de todos, mediante la Eucaristía. “Yo soy el pan que se parte, que se comparte y se deja comer”.

Hoy todos, de una u otra forma, nos estamos partiendo y compartiendo. El personal sanitario, los transportistas y productores, los profesores y maestros, los investigadores y científicos, los farmacéuticos, las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, Autonómicas y Local, los voluntarios y las ONG, el pescadero, el carnicero, el tendero de las tiendas de barrio y de los supermercados, los técnicos y las compañías de telefonía y comunicación (hoy no podríamos funcionar sin ellos), los niños y jóvenes haciendo más llevadero su confinamiento con la alegría y la responsabilidad que están mostrando en estos días, los hijos que hoy son más hijos que nunca, cuidando, aunque sea en la distancia de sus mayores…

Hoy todos nos partimos y nos compartimos. Hoy todos estamos más unidos que nunca, porque sólo así, será posible que éste cáliz pase. Hoy todos estamos dispuestos a hacernos pan y a dejarnos partir.

El que come el pan debe estar dispuesto a dejarse comer. No se puede comulgar y quedarse tan tranquilo, viviendo al margen de los sufrimientos del mundo. El que comulga con el espíritu de Cristo, ya no pude vivir para sí, tiene que hacer de su vida, una hostia, una entrega a los demás.

Imitemos a Jesús, cada cual según sus convicciones. En este día del amor fraterno. Jesús fue el que más dio. Nos dio su pan, su palabra, su sangre, su Espíritu. Nos  dio la capacidad para que podamos dar.

Jesús, generosidad pura, amor sin límites, lo dio todo, se vacío del todo.

Y esta noche, como aquella noche, Jesús se irá al huerto de Getsemaní, a orar al Padre. Quizá a pedirle explicaciones.

Hoy en muchos lugares del mundo, habrá Cristos orando al Padre, o meditando interiormente sobre todo lo que estamos viviendo en estos días.

No entendemos nada, tenemos nuestras dudas, muchos interrogantes que se agolpan en la cabeza y en el corazón. Tanto dolor, tanto sufrimiento, tanta tristeza.

Hoy como entonces, pedimos al Padre que si es posible aparte de nosotros esta amargura, este cáliz.

El Getsemaní de entonces, es el hospital de hoy, los hogares en los que hay enfermos, en los que hay seres queridos que ya gozan del amor eterno.

El Getsemaní de entonces, es el mundo de hoy, donde habita la angustia, la soledad.

En el Getsemaní de hoy no podemos quedar dormidos, como los discípulos.  Tenemos que velar y acompañar, a todos los que de alguna forma sufren dolor, amargura.

Hoy, la agonía de Jesús, el desgarramiento, la pasión, son principalmente nuestros mayores, nuestros abuelos, nuestros padres. Los hombres y mujeres más vulnerables, familias desfavorecidas, trabajadores autónomos que ha tenido que cerrar sus negocios. Hoy no podemos imitar a aquellos discípulos que dejaron solo a Jesús. Hoy tenemos que ESTAR al lado de todo aquel que sufre.

Hoy tenemos que pedir fortaleza, sensibilidad, vigilancia, para acompañar a todos los que sufren, aceptando tu voluntad, pero pidiendo que tu mano nos sostenga en esta cruel lucha contra la pandemia.

Ana Casado. 9 de abril de 2020.

Y ya han pasado 12 días sin ir al colegio, por el CORONAVIRUS

Posted on Actualizado enn


Buenas, espero que todo aquel que lea esta entrada, se encuentre bien de salud, en estos días convulsos, de incertidumbre, de no saber por qué, de “pesadilla”, de confinamiento, de…

Hoy me he decidido a escribir algo en el blog, sentía la necesidad de expresar mis anhelos. Se lo escribía a mis alumnos esta noche, antes de dar por finalizada la jornada, y quería compartirlo con todos.

Llega la noche, el día acaba, y seguro que aún estas condiciones excepcionales podemos hacer un balance positivo.

Quizá hoy haya sentido el calor del amor de mis padres más cerca,

quizá hoy haya sentido el calor del amor de mis hermanos.

Quizá hoy haya sido capaz de sonreír, aunque sea a un metro de distancia. La sonrisa viaja si es sincera.

Quizá hoy me haya acordado de toda mi familia y de mis amigos, a los que tanto echo de menos.

Quizá hoy haya sentido el penar de todas las familias que han perdido a seres queridos.

Quizá hoy he ayudado con mis aplausos a dar un empujoncito más a todos los Científicos, investigadores, personal sanitario, y todos aquellos que de una manera u otra, están dando todo por salvarnos.

Quizá hoy sueñe en un mañana mejor, en el que la curva de contagie disminuya, no sólo la velocidad de contagio.

Quizá hoy sueñe en un mañana en el que no haya tantas personas que ya no estarán con nosotros físicamente.

Quizá hoy sueñe en un mañana en el que las personas que están enfermas sean dadas de altas.

Quizá…

Quizá mañana se haga todo realidad.

Os deseo buenas noches

 

Ana Casado

EXAMEN DE LA ESTRUCTURA ATÓMICA Y MAS DE FYQ 4º ESO

Posted on


Os dejo el examen resuelto paso a paso, para que os fijéis bien.  Y así en estos momentos críticos y novedosos, podáis seguir afianzando los contenidos.

SUERTE, ÁNIMO y CUIDAROS MUCHO, vosotros y vuestras familias

 

4º ESO. SEGUNDO TRIMESTRE. EXAMEN DE LA ESTRUCTURA ATÓMICA y MÁS

EXAMEN DE FÍSICA Y QUÍMICA. FINAL DEL SEGUNDOTRIMESTRE. 3º ESO

Posted on Actualizado enn


Os dejo el examen resuelto paso a paso. Seguir profundizando en la formulación inorgánica, fundamentalmente.

EXAMEN FINAL SEGUNDO TRIMESTRE. 3º ESO

EL ENLACE QUÍMICO.

Posted on


Os dejo el link de acceso a un documento resumen sobre el enlace químico, los tres tipos que hemos visto en clase, con ejemplos y propiedades. ¡¡¡ESPERO QUE OS AYUDE A AFIANZAR LOS CONOCIMIENTOS!!!

ENLACE QUÍMICO. PROPIEDADES Y ESTRUCTURA

INTRODUCCIÓN A REACCIONES QUÍMICAS- ESTEQUIOMETRÍA

Posted on


Os dejo este documento como introducción del estudio de las reacciones químicas y de la estequiometría. Espero os ayude a afianzar los contenidos vistos en clase. ¡¡¡SUERTE!!!

INTRODUCCIÓN REACCIONES QUÍMICAS